Skip to content

Guía de Tarjeta de Crédito en Mexico

30/03/2019
chica Mexicana usa tarjeta de credito

Las tarjetas de Crédito en México representan un amplio porcentaje de los créditos totales. Alrededor del  50% del total de los créditos otorgados en el 2016 fueron préstamo a través  de la tarjeta de crédito.

Esto significa que hubo unos 26 millones de tarjetas de crédito activas. Para tener una idea clara del total de préstamos en México, a las tarjetas de crédito le siguieron los créditos personales con alrededor de 10.5 millones de operaciones.

¿Qué es Una Tarjeta de Crédito?

Las tarjetas de crédito son una tarjeta de plástico con un chip emitido por una entidad financiera a través de un contrato entre esta y el cliente o tarjetahabiente. En el contrato que ambas partes firman se establece una línea de crédito a favor del tarjetahabiente y para hacer uso de ella tendrá que utilizar la tarjeta de crédito físicamente.

La tarjeta de crédito permite pagar por bienes o servicios a través de su uso en una terminal punto de venta, que emite un recibo (que es igual a un pagaré) que el usuario firma comprometiéndose a pagar la cantidad estipulada.

La tarjeta de crédito también sirve para acceder a la línea de crédito a través de cajeros automáticos y así obtener dinero (pagando una comisión por disposición de efectivo). Lee mas opciones para retirar dinero en nuestra guía de creditos personales.

Por la emisión de la tarjeta y el derecho a obtener la línea de crédito las entidades financieras cobran una anualidad, que será más alta cuanto mayor sea la cantidad de crédito disponible.

En el contrato viene estipulado cuando será la fecha de corte de la tarjeta de crédito, es decir cuando vence el plazo de 30 días en el que se acumulan todas las operaciones realizadas con la tarjeta de crédito.

A partir de esa fecha el tarjetahabiente tiene hasta 20 días naturales para hacer el pago, esto se denomina fecha de pago y también suele estar especificada en el contrato.

Antes de la fecha de pago el usuario de la tarjeta de crédito deberá pagar bien la totalidad del crédito utilizado o bien una parte o bien la cantidad mínima. Si se paga la totalidad volveremos a tener nuestra línea de crédito integra y no pagaremos intereses. Por esta razón es un crédito revolvente, pues volvemos a tener toda la línea de crédito a nuestra disposición.

Por otro lado si pagamos una parte del crédito o la cantidad mínima, que nos marca la entidad financiera se aplicarán intereses, por lo que nuestra deuda aumentará. Hay que recordar que muchos contratos de tarjetas de crédito ofrecen tasas variables de interés, por lo que si el Banco de México sube la tasa interbancaria, la tasa de nuestra tarjeta de crédito también aumenta. Por ello es muy importante analizar el CAT de nuestra tarjeta de crédito así como conocer el tipo de interés, que nos aplicarán, cuando no podamos pagar el total de la tarjeta de crédito.

¿Existen Tarjetas de Crédito sin Anualidad?

Efectivamente existen tarjetas de crédito sin cuota de anualidad. En México la Ley de Instituciones de Crédito establece en el artículo 48, que las entidades financieras deben ofrecer una tarjeta de crédito básica, que no cobre anualidad ni otro tipo de cuotas.

La diferencia de esta tarjeta de crédito básica con otras es que sólo se puede usar para hacer compras y no se puede obtener dinero a través de un cajero automático.

También tienen un límite de crédito bajo, que puede ser hasta de 200 días de salario mínimo pero no rebasarlo.

¿Sabías Que tu Tarjeta de Crédito También te Asegura?

Así es. En muchas ocasiones y dependiendo del contrato de la tarjeta de crédito, varios seguros la acompañan. Entre los más frecuentes están:

Seguro de robo o extravío de la tarjeta de crédito, protege al titular por el mal uso de la tarjeta de crédito siempre que lo denuncie a la compañía antes de 48 horas y hasta el monto que establece el propio seguro.

Seguro de vida, este seguro se aplica en caso de fallecimiento del tarjetahabiente y cubre las deudas establecidas en la tarjeta de crédito. Además puede existir un seguro de viaje, un seguro de compra protegida, un seguro para renta de autos y hasta un seguro por pérdida de equipaje.